¡FIDEL CASTRO LE OBSEQUIA UNA ADOLECENTE, MENOR DE EDAD A DIEGO ARMANDO MARADONA!

Comparte la Información:

El drogadicto y delincuente común Diego Armando Maradona, sostuvo noviazgo con una menor de edad con permiso del tirano Fidel Castro.

El «drogadicto» la conoció en La Habana cuando ella tenía solo 16 años. Fue tal su obsesión, que el futbolista planeó llevarla en una valija a ver un partido en su honor en la Bombonera.

Diego Armando Maradona y Fidel Castro compartieron una amistad, además fallecieron el mismo día como si esto estuviera planificado, así son las historias de estos desequilibrados y diabólicos personajes. En una ocasión, el futbolista le pidió al dictador cubano autorización para sacar a su novia de la isla por unos días (Twitter).

Diego Armando Maradona (el drogadicto) cometió muchas locuras en su vida. Una de ellas fue mantener una relación paralela con Mavys Álvarez que conoció en La Habana, (un regalo de sus amigos, para que él drogadicto, delincuente y abusador de menores no callera en la depresión) de acuerdo con una investigación que presentó el portal argentino Infobae. 

Fue tal esa obsesión de éste
elemento que en una ocasión planeó llevarla a Argentina en una valija. «Quiero
que le hagan agujeros para que pueda respirar», ordenó a los empleados que lo
asistían en Centro Internacional de Salud «La Pradera», durante su estancia en
Cuba.

Carlos Ferro amigo de Maradona,
preocupado por el estado de su camarada, Ferro quiso presentarle a Maradona una
adolescente, para que el delincuente estuviera acompañado. Fue así como «Diego»
conoció a Mavys Álvarez

La joven cubana tenía en ese entonces apenas 16 años y según cuentan eran también muy tímida. Por otro lado, los cubanos tenían prohibido hablar con extranjeros e incluso podían ser sancionados por «acoso de turista». A pesar de ello, Mavys Álvarez terminó conversando con el drogadicto, donde se inició una relación de prostitución, drogas y abuso infantil de parte de los amigos del tirano Castro.


Frente a esto, la menor de edad dejó a su novio y se instaló con Maradona en La Pradera. Sin embargo, los celos no tardaron en regresar. La adolescente podía salir muy poco de casa y luego de recibir piropos en una discoteca, el castigo fue mayor: el astro contrató a personal de seguridad de Argentina para custodiarla.

El 10 de noviembre de 2001 se realizaría un partido en honor al delantero argentino en la cancha de Boca Junior. Como tenía prohibición de salir de Cuba, Diego quería llevar a Mavys dentro de un bolso con hoyos. Incluso ya había comprobado que la adolescente cabía perfectamente. Mas las excéntricas intenciones del «drogadicto» no pudieron concretarse gracias a la intervención de los dueños en la isla de Cuba.

Convencido de sus locuras, Maradona finalmente le pidió autorización al dictador Fidel Castro, quien le concedió un plazo de 20 días después del partido para que su novia pudiera ausentarse del país caribeño. 

El día en que Mavys cumplió la mayoría de edad, «Diego el delincuente » le regaló una gran fiesta de cumpleaños en el Havana Club, indicó Infobae. La pareja mantuvo su relación hasta el 2003. La joven cubana sabía que Diego Armando solía ver a otras mujeres, pero no fue hasta que apareció Adonay Frutos cuando decidió terminar definitivamente su noviazgo.

Autor: Alfredo López

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Salir de la versión móvil